Si estás organizando un viaje a Sudáfrica o simplemente has oído hablar sobre este país, sabrás que es conocido por los safaris por libre en el Parque Nacional Kruger. Pero también existe la opción de hacer un safari de lujo en una de las mejores reservas privadas del mundo: Sabie Sands.

Pero, ¿Qué diferencia hay entre hacer un safari por libre y un safari de lujo? ¿Se ven los mismos animales? ¿Vale la pena? Si queréis salir de dudas tenéis que leer este post donde os contaré todo sobre hacer un safari de lujo en la reserva privada de Sabie Sands.

LA RESERVA PRIVADA SABIE SANDS

La reserva privada Sabie Sands es una reserva de unas 65.000 hectáreas situada al lado del Parque Nacional Kruger. Esta reserva fue iniciada en el 1950 como reserva de caza aunque actualmente se centra en la conservación de especies salvajes.

Entre la reserva y el Parque Kruger existen unos 50km sin cercar, esto permite a los animales libre movimiento entre los dos parques. Sin embargo, muchos animales están habituados a la zona y son «residentes» como por ejemplo los leopardos, que son animales muy territoriales.

Los ríos Sabie y Sand recorren la reserva y son los encargados de que exista una gran variedad silvestre en la zona, entre esta gran variedad se incluye a los cinco grandes, es decir, el elefante, el rinoceronte, el leopardo, el búfalo y el león. Además Sabie Sands es el lugar de África con más concentración de leopardos en el continente africano.

PREPARA TU VIAJE A SUDÁFRICA CON EL POST ITINERARIO SUDÁFRICA 14 DÍAS

CÓMO RESERVAR UN SAFARI EN SABIE SANDS

Reservar un safari en   es muy sencillo. Los alojamientos que hay dentro del parque son todos alojamientos catalogados como «de lujo» y no son precisamente baratos. Aún así, existen diferentes precios según el alojamiento y se pueden encontrar precios no tan prohibitivos.

Para seleccionar el alojamiento que más se adapte a vosotros os aconsejo que:

Miréis en la web de Sabie Sands qué alojamientos hay dentro del parque. Salen divididos por precio así que os vendrá genial para filtrar aquellos que no os interesan.

  Una vez seleccionados los que os gusten, os aconsejo que los busquéis en páginas como Booking o Agoda y comprobéis la disponibilidad. Os aconsejo que lo hagáis con suficiente antelación porque es difícil encontrar disponibilidad.

Una vez tengáis disponibilidad del que os gusta entrad a diferentes buscadores y así encontrar la mejor oferta. Nosotros la encontramos con Agoda.

Normalmente los alojamientos incluyen dentro de la reserva dos safaris por día y todas las comidas (desayuno, comida y cena). Algunos incluyen también las bebidas, otros no. En nuestro caso no incluía las bebidas, excepto las de los safaris que esas sí las incluía.

Una de las cosas que más me gustó de nuestro alojamiento en Sabie Sands, Nkorho Bush Lodge, es que tenían vistas a un «water hole» donde muchos animales se acercaban a beber.

Además tenían instalada una web cam donde por la noche, desde el móvil, podíamos ver qué animales había allí. Una de las noches se acercó un grupo de leonas con sus cachorros y fue muy emocionante la experiencia.

PUEDES VER TODOS NUESTROS ALOJAMIENTOS EN SUDÁFRICA EN EL POST DÓNDE ALOJARSE EN SUDÁFRICA. 

CÓMO LLEGAR A LA RESERVA PRIVADA SABIE SANDS

Para entrar a la reserva Sabie Sands lo mejor es entrar por Gowrie Gate. A la llegada a la puerta es necesario indicar tu nombre, el alojamiento donde te vas a quedar y cuántas noches. Suelen revisar el maletero del coche por seguridad.

Además del alojamiento, hay que pagar la entrada al parque por cada noche que se va a pernoctar, por coche y por persona. Además también hay que pagar un impuesto de tasas medioambientales. En nuestro caso pagamos un total de 800 ZAR por las dos noches que nos alojamos, unos 48 Euros.

LLEGAR EN AVIÓN: Sabie Sands se encuentra al lado de Kruger así que la manera de llegar a la reserva es la misma. El aeropuerto más cercano es el de Nelspruit. Desde allí se puede alquilar un coche para ir a la reserva de Sabie Sands.

DESDE GRASKOP: Desde Graskop hasta la puerta de entrada hay unas dos horas de camino en coche. Se debe ir por la R533 hasta llegar a la R40. Una vez en Hazyview, continuar por la R40 norte hasta Bushbuckridge a través de Bushbuckridge (aún en la R40) llegar hasta Acornhoek.

Una vez se llega a Acornhoek, hay un semáforo en la carretera R40 donde hay que girar a la derecha en el semáforo. A la derecha hay un centro comercial (Acornhoek Plaza).

Hay que continuar por esa carretera durante + -40 km hasta que se vea una señal Sevilla A (también hay un gran letrero de madera en todos los alojamientos) donde hay que girar a la derecha en un camino de grava / arena.

Seguir por esta carretera durante + – 6 km, donde se llegará a un cruce (a su izquierda hay grandes edificios, es decir, la clínica de Utah), donde hay que girar a la izquierda. Hay que seguir por esa carretera hasta que lleguéis a la puerta de Gowrie.

La primera parte de la carretera está bastante bien, hacia la mitad del trayecto la cosa se empieza a complicar y la carretera se pone complicada porque está muy mal mantenida.

Hay muchos agujeros en el asfalto de la carretera y hay que ir esquivándolos. Es muy fácil pinchar aquí así que id con cuidado y sin prisas. Y sobre todo, no penséis que os habréis equivocado al ver el estado porque no será así.

Si vuestra intención es salir de Sabie Sands y luego entrar en Kruger, tendréis que salir Grownie Gate y entrar a Kruger por Orpen Gate, que es la más cercana.

CÓMO ES UN DÍA DE SAFARI EN SABIE SANDS

Normalmente los alojamientos incluyen dentro de su reserva por la habitación dos safaris al día y algún «bush walk» que consiste en hacer una caminata de una hora por el parque.

Se  suele hacer un safari a primera hora de la mañana y otro a última hora de la tarde así que lo ideal es llegar para hacer el check-in al mediodía para poder comer (se suele comer a la una y media) y empezar con el primer safari por la tarde, a las tres y media.

Si os alojáis dos noches, el último safari lo haríais a primera hora de la mañana y tendríais que hacer el check-out antes de la hora de comer.

Así que, un día de safari consistiría en un primer safari por la mañana saliendo a las seis y llegando a las nueve para desayunar a las nueve y media. Al mediodía si no hay búfalos cerca se puede hacer un bush walk de una hora y luego se vuelve al lodge para comer.

A las tres se empieza otro safari hasta las seis y media de la tarde, donde al final se busca un lugar donde ver la puesta de sol y tomar un aperitivo.

Lo positivo de hacer los safaris de esta manera es que no se hace durante las horas de más calor, que es bastante cansado, se puede disfrutar también de las vistas del lodge y además se sale durante las horas en que los animales están más activos.

VENTAJAS DE HACER UN SAFARI DE LUJO

Creo que solo encuentro ventajas para ir a Sabie Sands:

Aquí se pueden ver a los Big Five.

Los safaris son con coche descubierto y la experiencia se hace mucho más cercana.

Van offroad, es decir, fuera de los caminos así que se pueden acercar más a los animales.

Hay más probabilidades de ver a animales como el leopardo o los rinocerontes.

Los animales se acercan libremente a los lodges.

Te llevan a sitios bonitos para ver la puesta de sol mientras te tomas algo refrescante cerca de los animales.

¿HAY MÁS PROBABILIDADES DE VER ANIMALES QUE YENDO POR LIBRE?

Sabie Sands es una reserva privada más pequeña que el Parque Kruger, eso te da más probabilidades de ver animales y de verlos más cerca aunque los animales son impredecibles y nadie te va a asegurar verlos.

Aún así, ver animales como el leopardo es más fácil en Sabie Sands que en Kruger, sobre todo de cerca. Estos animales son muy territoriales y fijan sus zonas en un radio de 20km. Exacto, cada leopardo se hace una casa «fija» de 20km así que si su casa está en Sabie Sands, es muy probable que lo veáis.

Además no es lo mismo ir con expertos que saben cómo y dónde encontrarlos que ir por tu cuenta que seguramente tardarás mucho más y hay cosas que pasarás por alto.

La experiencia de ir con un coche abierto es única, la sensación que te da ver a los animales es mucho más real y auténtica que en un coche cerrado.

ENTONCES, ¿VALE LA PENA HACER UN SAFARI EN SABIE SANDS?

Pero todo parece muy bonito… ¿Hay inconveniente? Sí, como os he dicho, es caro.

Está claro que es algo que pagas pero vale mucho la pena. Si no queréis gastaros mucho podéis hacer solo una noche y luego entrar al Parque Kruger para hacer safari por vuestra cuenta el resto de días.

Dependiendo de que lo queráis gastar tendréis que valorar si incluirlo o no aunque yo os diría con los ojos cerrados que lo hagáis.

Organiza tu viaje

Las  mejores ofertas de vuelo a Sudáfrica AQUÍ

Los mejores hoteles al mejor precio Sudáfrica AQUÍ

Alquila un coche para visitar Sudáfrica AQUÍ

Contrata tu seguro de viaje con Intermundial. Descuento del 20% reservando AQUÍ

  No pagues comisiones en tus viajes por cambio de divisa y pagos en el extranjero, pide tu tarjeta y Revolut antes de viajar.

Reserva tus excursiones por Sudáfrica AQUÍ

Compra tu guía de Sudáfrica AQUÍ

Encuentra todos los posts de Sudáfrica en el blog AQUÍ

Encuentra todos los vídeos en Youtube de Sudáfrica AQUÍ

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: